Lo primero que debemos tener en cuenta si queremos comprar un notebook barato son los programas de software y actividades para las que lo vamos a utilizar. Según estas necesidades, podremos definir que hardware será el más necesario y que tipo de ordenador portátil nos conviene.

En primer lugar debemos decidir el tamaño de notebook que se adapta a nuestras actividades. Si no es importante la movilidad podremos optar por ordenadores casi de sobremesa como pueden ser los que cuentan con una pantalla de 17″, sin embargo en caso de utilizarlo habitualmente en nuestros desplazamientos, será mucho más interesante uno más pequeño con un tamaño de 13″ o incluso un netbook en lugar de un laptop tradicional.

Una vez claro el uso que vamos a dar a nuestro nuevo computador, es necesario ver que tipo de aplicaciones informáticas vamos a necesitar. Existe un compromiso entre tamaño y potencia, siendo los computadores más grandes generalmente más rápidos y de un menor coste. Por ello si requerimos de una gran potencia de procesado de datos o tenemos requerimientos gráficos muy altos, tendremos que descartar los portátiles más pequeños del tipo netbook y irnos a notebooks de tamaños a partir de 12″ que son los que equipan procesadores similares a los de los ordenadores de sobremesa en lugar de procesadores más similares a los de un teléfono móvil de gama alta.

El mayor de consumidor de recursos en un ordenador son los juegos. En este caso salvo que seamos aficionados a juegos sencillos o antiguos, nos será muy dificil conseguir un precio ajustado, pues continuamente están saliendo nuevos juegos con gráficos 3d y sonido multicanal que demandan cantidades enormes de memoria ram, procesador y tarjetas gráficas de última generación. Tras los juegos de ordenador, las actividades de diseño gráfico también nos dificultarán poder comprar un notebook barato, aunque sino son a nivel profesional, podemos ahorrar en tarjeta gráfica siempre que el ordenador cuente con suficiente ram y un procesador razonablemente potente. Por último entornos de desarrollo de software y grandes bases de datos nos harán también olvidarnos de los buenos precios y pensar en un notebook de alta gama.

La situación ideal teniendo todo lo anterior en cuenta sería necesitar un equipo portátil para aplicaciones ofimáticas, retoque de fotos personales,que no necesitemos desplazar continuamente y en el que usemos juegos de forma ocasional no muy exigentes. Esto permitiría adquirir un pc mediano, con una pantalla de unas 15 pulgadas de diagonal, una tarjeta gráfica intermedia, con la memoria ram que trae cualquier equipo de gama media o baja de serie y un disco duro que siempre podremos complementar en el futuro con accesorios usb y otros sitemas de almacenamiento externo. Actualmente el mercado esta lleno de ofertas de notebooks baratos nuevos con estas características.

Para adquirir equipos portátiles de forma barata sin gastar mucho dinero también podemos tener en cuenta la opción de recurrir al mercado de segunda mano, donde podemos encontrar notebook usadas baratas que pueden servir perfectamente para tareas comunes como escribir documentos de texto,enviar correos o navegar por internet.

Siguiendo estos pasos y analizando las características de cada equipo con detenimiento para ver cual se ajusta a nuestras necesidades podemos conseguir comprar notebook muy baratas que nos prestarán un buen servicio durante años.